linkedin

Diez tendencias del vino argentino para 2017

28 diciembre, 2016

clos de los siete mendoza

El último trimestre del 2016, Buenos Aires tiene la agenda llena de ferias de vino. Allí nos encontramos los productores, comercializadores, sommeliers y periodistas para tener la oportunidad de conocer opiniones y degustar varias añadas. En esta ocasión, hemos creado esta lista de las diez tendencias del vino argentino para 2017, de la mano de los propios protagonistas del mundo del vino en el país.

Por Diana Silva Franco

1. Crecimiento en la oferta de cepas no tradicionales

“Es interesante ver la cantidad de varietales que hay y podría haber en la Argentina en comparación con las 8 o 10 variedades con las que se vinifica la mayoría del vino argentino”. Santiago Salgado – Finca Las Payas.

“La amplitud térmica que presenta nuestro clima desértico favorece en gran medida al Tempranillo, de hecho ya encontramos en el mercado varios exponentes de calidad”. Graciela Roca – Bodega Alfredo Roca.

“Un segmento específico apunta a conocer distintas opciones, está abierto y bien predispuesto a probar cepas no tradicionales, quieren ir más allá del Malbec”. Mónica Senra – Bodega Benegas.

2. Mayor proyección de los vinos de Patagonia y el Norte argentino

“En el Norte noto un crecimiento cualitativo, una clara búsqueda de vinos más redondos, más amables, más elegantes, lejos del perfil más rústico con que solían identificarse hace algunos años. Algunos productores de Cuyo exploran los diversos micro terroir de los Valles Calchaquíes para seguir ampliando sus propuestas”. Fernando Musumeci – Vinoteca Mr. Wine.

“El consumo de vinos patagónicos está creciendo, se ve en la ventas y en el periodismo en general. Los consumidores más jóvenes están probando cosas nuevas, se interesan mucho en las distintas regiones del país y eso nos da lugar a todos”. Nicolás Navío – Enólogo.

3. Exploración de nuevos terroir en Mendoza

“¡¿Por qué no explorar?! Si encontramos lugares con potencial vitivinícola nuevo, enriquecemos los vinos mendocinos y argentinos. También es importante revalorizar las zonas históricas que la moda ha relegado temporalmente”. Alejandro “Colo” Sejanovich – Enólogo.

4. Alza de los pequeños productores

“El consumidor primero se relaciona en forma comercial, pero después de probar los vinos y de conocer el proyecto, pasa a tener una relación más emocional, se comunica por redes sociales, está atento a cada novedad”. Cristian Morelli – Enólogo.

“PIPA [Productores Independientes de Paraje Altamira] surgió conversando con otros vecinos productores, para trabajar cooperativamente en difundir las características de nuestros vinos y mejorarlos a través del intercambio y trabajo en conjunto. Empezamos hace poco y ya hicimos ferias, degustaciones, seminarios en las escuelas de sommeliers”. Juan Facundo Suárez – Enólogo.

5. Crece el uso del hormigón

“Nuestra filosofía pone en valor el terroir del que provienen los vinos y en la búsqueda de la fidelidad al origen, de que los sabores del vino sean producto de la uva, con el hormigón se logra esto. Hoy vemos una que el consumidor busca constantemente la sorpresa, la novedad, el descubrimiento”. Antonio Morescalchi – Bodega Alto Las Hormigas.

6. Apertura del mercado local a las importaciones

“Para los profesionales del vino es muy importante tener acceso a productos de otros países y Argentina hoy es un jugador mundial en la industria del vino, no regional. Nosotros traeremos una pequeña producción de Malbec que realizamos en la región de Cahors, en un trabajo en equipo con los enólogos de Altos Las Hormigas y productores franceses”. Antonio Morescalchi – Bodega Alto Las Hormigas.

“No creo que sea una amenaza para el mercado de vinos locales, tenemos en nuestro país vinos muy buenos y creo los vinos que quieran competir en nuestro mercado probablemente tengan que adaptarse al estilo local. Argentina tiene posibilidades de salir muy bien parada, nuestros terruños son muy diversos y con altísimo potencial de calidad”. Juan Roby – Enólogo.

“Es una oportunidad para probar distintas etiquetas de cualquier parte del mundo, sobre todo para el segmento de la alta gama y de los espumantes. Argentina cuenta con un público específico, que sabe apreciar y quiere conocer más los vinos importados”. Mónica Senra – Bodega Benegas.

7. La expansión de lo orgánico

“Un vino orgánico sostiene un equilibrio entre la sostenibilidad -respeto al consumidor y su salud, al medio ambiente, al compromiso social-, y la parte organoléptica, porque cada decisión que tomamos tiene repercusiones más allá de lo que ponemos dentro de una botella. La certificación no sería necesaria si estuviésemos seguros que cada bodega que emprende este camino lo hace por vocación y no por moda”. Giuseppe Franceschini – Enólogo.

“Nosotros hacemos mucho hincapié en la certificación. Es muy importante que la gente sepa que desde la uva hasta el embotellado, el producto nunca tiene contacto con agroquímicos. Es el futuro de la alimentación”. Sebastián – Enólogo de Vinecol.

8. Los vinos blancos salen de las sombra

“Creo que estamos observando dos cambios importantes: consumidores más ávidos de probar y descubrir nuevos estilos de vinos y productores en busca de calidad e innovación. Esta combinación ha favorecido a la aparición de nuevos vinos blancos más atrevidos en el mercado”. Mariana Onofri – Sommelier / Winemaker.

9. Vinos con M de mujer

“Siempre un vino producido por una mujer tiene características distintivas, dadas por nuestra sensibilidad a distintos aromas, los distintos sabores y creo absolutamente en la elegancia de los vinos producidos por una enóloga femenina”. Susana Balbo – Susana Balbo Wines.

“Hoy no importa si es un hombre o una mujer quien hizo el vino, lo importante es que el vino sea bueno, aunque como al hombre por naturaleza le gusta más estar expuesto y comunica más lo que hace profesionalmente, el consumidor conoce más los vinos producidos por enólogos”. Gabriela Celeste – Enóloga.

10. Ferias de vinos: ¿para acercar o educar?

“Me puse a pensar cuál era el ambiente que yo necesitaba para descubrir un vino y las ferias no me parecían el entorno ideal, por lo que decidí crear Vinos con Sentido. Este año hubo demasiadas ferias, pero necesitan evolucionar porque el público busca nuevas propuestas constantemente”. Roberto Romano – Sommelier / Organizador de VCS.

“Se está dando el fenómeno de ferias más pequeñas, organizadas por consultoras, representantes o gente que trabaja en el gremio y el hecho de que se desarrollen proyectos pequeños de muy buena calidad influye. Creo que cada vez irán apareciendo más mini ferias con temáticas diferenciadas”. Noelia Pineda – Empresaria.

“El formato de feria debería tener cierta renovación, tal vez clínicas para profundizar en temas específicos. Así como los vinos, los consumidores y las formas de comunicar van evolucionando, también lo deben hacer los eventos y sus formatos”. Fernando Musumeci – Vinoteca Mr. Wines.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Últimos artículos

Esta web utiliza cookies propias con la finalidad de facilitar el uso de nuestra web. Si continúa navegando entendemos que acepta su uso. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar