linkedin

Conoce la Ribeira Sacra y sus vinos

19 mayo, 2019

vistas Ribeira Sacra

En 2021 se decidirá si la Ribeira Sacra entra en el listado de “Patrimonio de la Humanidad”. Si la candidatura prospera y finalmente esta zona logra semejante reconocimiento, será demasiado tarde para descubrirla pausadamente. El gran secreto gallego quedará desvelado al mundo.

Esther Ibañez

Hay una larga lista de razones para viajar a la Ribeira Sacra: muchos turistas la visitan por sus paisajes de vértigo, otros descansan en sus hoteles, algunos saben que en esta zona se haya la mayor concentración de edificios de estilo románico de toda Europa – como el Monasterio Sto. Estevo de Ribas de Miño que ves en la foto – y nosotros, como lo que nos mueve es el vino, hacemos de él el motivo principal de nuestro viaje.

En este hermoso paisaje gallego dibujado por el río Sil se ha elaborado vino desde hace siglos. Concretamente el que se elaboraba en Amandi era muy apreciado en la capital del Imperio Romano y fue el que dio fama a la región. Desde el año 1996 la producción vitícola de esta zona está amparada por una Denominación de Origen: DO Ribeira Sacra.

Bodegas como Guímaro siguen poniendo los vinos de esta zona en el mapa mundial vinícola, obteniendo muy buenas puntuaciones por parte de la crítica. Lo habíamos probado en otras ocasiones, pero en ningún lugar como en su propia cuna, el Guímaro Finca Meixemán nos había sabido tan bien.

monasterios de Ribeira Sacra

Enoturismo en la Ribeira Sacra: paisajes de vértigo

Viajando por Ribeira Sacra no nos cansamos de asomarnos a los balcones de vértigo sobre el Sil para observar las vides (claro, lo nuestro son los vinos y donde hay vides, allí estamos 🙂 ). Aprendemos e incorporamos a nuestro vocabulario mientras estemos en Galicia la palabra “socalcos” que es el nombre que reciben en gallego estos balcones.


AL TRABAJO DE NUESTROS ANFITRIONES BODEGUEROS SE LE HA LLAMADO “VITICULTURA HEROICA” Y NOS CUENTAN CIENTOS DE ANÉCDOTAS QUE LO CORROBORAN. REALMENTE RECOGER LA UVA VENCIENDO LOS DESNIVELES ES UNA AUTÉNTICA PROEZA. 


Visitamos otras pequeñas bodegas familiares y catamos sus vinos mientras escuchamos las historias de cómo se realiza la vendimia. Al trabajo de nuestros anfitriones bodegueros se le ha llamado “viticultura heroica” y nos cuentan cientos de anécdotas que lo corroboran. Realmente recoger la uva venciendo los desniveles es una auténtica proeza.

Cuando tras un día de turismo enológico activo llegamos a la terraza del Parador de Santo Estevo, buscamos relajarnos con una copa de vino en mano. Si es un tinto, será un monovarietal de mencía, pues nos reservamos para una cata las otras variedades como el brancellao, caiño, souson o merenzao.

Los blancos de godello son los más habituales y dejamos para otro momento los vinos de otras variedades minoritarias en Ribeira Sacra, como la treixadura o la dona branca. El Parador ocupa las gruesas paredes de un monasterio y es un punto de partida perfecto para conocer la zona.

Comer pulpo en cualquier bar de cualquier pueblo y que siempre esté delicioso da cuenta del nivel gastronómico de las poblaciones gallegas.

Cañón Sil en Ribeira Sacra

Navegando por el río Sil, copa en mano

Y a la mañana siguiente nos embarcamos en catamarán por el Sil, porque los viñedos se ven desde otra interesante perspectiva en plano contrapicado. La estela que deja nuestra embarcación sobre las quietas aguas del río encañonado, nos trae a la mente el nombre de una de las bodegas que hemos visitado: Ronsel do Sil.

Un pazo será otro de nuestros alojamientos: esta construcción típicamente gallega nos permite imbuirnos todavía más en el ambiente. Elegiremos entre el Pazo Barbeirón o en el señorial Pazo da Pena Manzaneda ambos en la llamada Terra de Trives.

Servirán de campo base para conocer una de las bodegas clave de la subzona Quiroga Bibei: hablamos de Dominio do Bibei. De los vinos que llevan la contraetiqueta de la DO Ribeira Sacra, los que se elaboran en esta bodega siempre han estado entre nuestros preferidos. Catamos un Lacima y un Lapena que estaban en su mejor momento.

Y como tantas otras veces, nos dejamos a propósito un par de lugares por ver para así tener la excusa perfecta para volver a la muy vinícola Ribeira Sacra.

Puedes conocer otros vinos gallegos en nuestro artículo Especial vinos de la DO Ribeiro

 

PHOTO CREDIT: "Consorcio de Turismo Ribeira Sacra"

7 pistas para viajeros foodies en Santiago de Chile

7 abril, 2019

santiago de chile

Santiago de Chile es una de las grandes ciudades del Cono Sur. Es la capital de un país de paisajes variopintos que se extiende más de cuatro mil kilómetros sobre el litoral pacífico. Su gastronomía está plagada de influencias europeas y de otras cocinas de América del Sur. Chile es, además, el séptimo productor de vinos mundial.

Por Esther Ibáñez

Santiago de Chile es un atractivo lugar para conocer los vinos chilenos y degustar platos con diversos orígenes. Hemos recopilado distintas direcciones en esta ciudad latinoamericana de más de seis millones de habitantes para tentar a los viajeros foodies y amantes del vino. ¿Eres uno de ellos?

Bocanariz 

En el barrio Lastarria nos encontramos con un winebar de sugerente nombre: Bocanariz. Su destacable propuesta de vinos agrada a cualquier tipo de cliente, pues incluye desde grandes clásicos elaborados con Cabernet Sauvignon a minoritarios vinos de autor y de bodegas emergentes.

La gastronomía tiene un alto nivel, ceviches de corvina, carne de wagyu, pero…” el vino es siempre el actor protagonista en nuestro teatro”– dicen sus propietarios. Así lo atestigua la gran pizarra mural que preside la estancia y que permanece intacta desde que se inauguró el winebar. Y el menú, en el que se elige según los maridajes.

Las propuestas gastronómicas también recogen los gustos de la cocina chilena tradicional. Entre sus platos, imprescindible probar el llamado “Arrollado del huaso chileno” elaborado con carne de cerdo marinado con especias y cocinado a baja temperatura , acompañado de queso cabeza (embutido chileno a base de cerdo) y encurtidos artesanales.

bocanariz en Santiago de Chile

La Misión 

La Misión es un Wine Bar dedicado a los vinos de América. Ubicado en el distrito de Vitacura, cuenta con más de 200 vinos en carta, muchos de ellos disponibles por copas.

A nosotros nos encanta su concepto de “vuelo”, es decir una degustación de varios vinos que siguen una determinada temática o tendencia. Ofrecen por ejemplo un vuelo llamado “Trío de blancos del Pacífico” compuesto por chardonnays y rieslings.

65 grados

Dos jóvenes chilenos formados en Europa -Magdalena Torrealba estudió pastelería en Italia y José Patricio Velásquez formó parte del equipo de 41o de Albert Adriá-, montaron esta cafetería, pastelería y panadería en Santiago de Chile hace unos meses.

En poco tiempo sus cafés de origen, sus panes de masa madre y sus deliciosas tartas se han convertido en grandes reclamos para los amantes del dulce.

Ubicados en la zona de La Serena, son otra de las direcciones que apuntaremos para nuestro viaje a la capital chilena.

65 grados santiago de chile

Fuente Alemana

Cuando uno es aficionado a la buena cocina, siempre es una buena idea seguir las pistas que van dando los grandes cocineros cuando viajan a una ciudad.

En este caso fue el recientemente fallecido Anthony Bourdain el que nos puso sobre aviso: el lomito de Fuente Alemana es un imprescindible en Santiago de Chile. La enseña, fundada por los hermanos Siri, cuenta con cuatro locales en la capital.

Pero volvamos al Lomito, diseccionémoslo:

Se trata de un sandwich que homenajea la influencia germana en Chile. Se elabora con lomo de cerdo asado, previamente marinado con mostaza, pimienta y ajo. Posteriormente se cuece en caldo de carne y se presenta en pan frica acompañado de aguacate y tomate. La mayonesa es opcional.

Red Luxury Bar 

Ubicado en la zona de Providencia, en el moderno THE HIP Hotel, Red Luxury Bar ha sido elegido durante varios años consecutivos el mejor bar de Chile.

En un ambiente que recuerda a los bares clandestinos que proliferaron en Norteamérica en tiempos de la Ley Seca, los llamados Speakeasy, su fuerte son los cócteles.

Los experimentados barmans que atienden la barra cuentan con más de mil referencias entre bebidas alcohólicas, zumos, refrescos y otros ingredientes de coctelería para elaborar sus combinados.

Liguria Santiago de chile

Coquinaria

Desde hace una década, esta enseña agrupa varios de los mejores delicatesen de la ciudad. En sus tiendas encontramos especialidades chilenas y también numerosos productos gourmet importados de Europa.

Cuentan con una marca propia “Coquinaria” bajo la que se ofrecen sales, miel de panal chilena y otros productos del país.

Fomentan la cultura gastronómica entre sus clientes y por ello programan frecuentemente cursos de cocina, catas de vino (llamadas Coquicatas) y degustaciones de productos.

Liguria

Cuatro locales en Santiago de Chile mantienen el espíritu de los bares italianos de antaño: camareros con mandiles largos, profusa decoración vintage y manteles de cuadros. Un lugar donde degustar cocina tradicional en un ambiente de trattoría.

Considerado un icono en la hostelería de Santiago de Chile, Liguria acaba de editar un libro que recoge sus más de 25 años de vida, sus recetas más famosas y fotos de esta emblemática casa. Esta cuidada edición fue seleccionada para representar a Chile en la última edición de los Premios Gourmand World Cookbook Awards.

Red Luxury en Santiago de Chile

Little Spain, la gastronomía y los vinos españoles en pleno Manhattan

17 marzo, 2019

manhattan little spain

Hubo un tiempo, en los años 30, en que Nueva York fue testigo de un Little Spain, el barrio que acogió a numerosos emigrantes- principalmente gallegos y asturianos- que salieron de España buscando un mejor futuro.

Por Esther Ibañez

En Little Spain, los inmigrantes españoles crearon una comunidad que se instaló en el entorno de la calle 14 de Manhattan.

Hasta unos 40.000 españoles vivían en esta zona, disponiendo de un activo centro cultural y de acogida de nuevos emigrantes, una iglesia y comercios donde se vendían productos españoles.

La escritora María Dueñas así lo retrata en su novela “Las Hijas del Capitán” ambientada en el Little Spain neoyorquino.

Desde mediados de marzo, otro Little Spain  vuelve a cobrar fuerza en Nueva York, esta vez en el número 10 de Hudson Yards.

Un proyecto del cocinero José Andrés ( tremendamente popular en EE.UU) en asociación con los hermanos Ferrán y Albert Adriá que busca poner una pica de la gastronomía española en la gran urbe de los rascacielos.

little spain winestyle travel

La propuesta no puede ser más apetecible. Son 3.200 metros cuadrados destinados a la exaltación de los productos típicos españoles: la paella, las tapas o los vinos de Jerez.

Sus promotores lo definen como un lugar “para socializar en torno a la comida”, transmitiendo también así la cultura española de alargar las sobremesas con charlas distendidas.

Little Spain nace como un espacio en el que se presentarán productos autóctonos españoles y donde reputados cocineros patrios podrán montar demostraciones y showcookings.

España sigue así la estela (y muestra músculo) ante otros proyectos gastronómicos europeos desplegados ya en Nueva York: el italiano Eataly o Le District francés.

Se calcula que cuando esté en pleno funcionamiento, unas cinco mil personas visitarán diariamente las instalaciones de Little Spain para comer, picotear o tomarse un vino.

jose andres little spain

El enorme espacio de Hudson Yards alberga tres restaurantes, más de una docena de kioskos, una vermutería y un bar de vinos:

LEÑA. La paella cocinada sobre leña será el gran reclamo de este restaurante que también incorpora la gastronomía propia de un asador vasco especializado en chuletones.

MAR. Local especializado en pescado y marisco traído desde las costas españolas o escogido en los mercados norteamericanos. Propone una carta conformada por un gran surtido de mejillones, almejas, atún o bacalao. También funciona como una pescadería: los clientes pueden llevarse piezas para cocinarlas en casa.

SPANISH DINNER. Gran comedor con cocina ininterrumpida desde el desayuno a la cena, pensado para comer a cualquier hora y para fomentar las reuniones informales tras el trabajo, los famosos afterworks

Un cocktail bar llamado “BAR CELONA” que se trata de una vermutería donde acompañar los vinos aromatizados con gildas, olivas o anchoas.

Los distintos puestos (denominados kioskos) se irán poniéndose en funcionamiento hasta finales de abril cuando se prevé que Little Spain esté a pleno rendimiento: en ellos podrán adquirirse desde churros a jamón, desde quesos españoles a porciones de tarta, desde pulpo a patatas bravas o empanadas.

Muchos de estos productos apenas tienen presencia en el mercado norteamericano, recordemos, por ejemplo, que sólo hace 10 años que está permitida la entrada de jamón español en EE.UU.

Vinos españoles en Manhatan

El vino es otro de los grandes pilares que sustentan la gastronomía española. En el Mercado Little Spain podrán encontrarse entre 250 y 300 referencias de vinos tintos, blancos, espumosos de toda la geografía española así como vinos de Jerez. Entre ellos, unos cuarenta podrán disfrutarse por copas.

La refrescante sangría y el vermut, ambos con el vino como base, son otra de las grandes apuestas a la hora de acompañar tapas y comidas en el mercado. Algunas sangrías serán servidas incluso en porrón, así que la cosa promete.

little spain interior

10 restaurantes para comer y beber de lujo en el País Vasco

27 enero, 2019

El brillo que desprenden las estrellas Michelin en ocasiones no deja ver la luz propia que emanan innumerables opciones gastronómicas en nuestro país.

Solamente en el País Vasco, son cuatro decenas los establecimientos que alumbran bajo el auspicio de la guía de neumáticos. Pero ¿cuántos otros tantos restaurantes pueden vanagloriarse por su oferta de auténtico lujo enogastronómico?

Aquí dejamos una buena muestra de establecimientos gastronómicos que brillan, y mucho, por su calidad, por su maestría de los fogones, por su bodega y su servicio. Son “nuestros estrellados”.

Por Isabel Acevedo

Elegimos 10 restaurantes -sin estrella- para comer y beber de lujo en el País Vasco:

Rekondo.

P. Igeldo, 5720008 Donostia, Guipúzcoa. Tel.: 943 212 907. Precio desde: 60€.

A las faldas del monte Igeldo y con vistas a la bahía de Donostia, Rekondo se reivindica como uno de los clásicos en constante evolución.

Infinidad de reconocimientos y galardones, nacionales e internacionales, avalan una fama más que merecida y trabajada a lo largo de años de historia de este establecimiento vasco.

Premios para su cocina, pero también para su bodega, dirigida por el sumiller Martín Flea. Porque bajo los cimientos del restaurante Rekondo se esconden miles de botellas de los mejores vinos de más de 20 nacionalidades.

El artífice de todo ello, Txomin Rekondo, quien vio cómo se convertía en realidad su sueño en 1964 con la apertura de su propio restaurante.

bodega restaurante rekondo en país vasco
FOTO: Bodega del restaurante Rekondo en País Vasco

Casa Julián.

C/ Santa Clara, 6. Tolosa, Guipúzcoa. Tel: 943 67 1417. Precio: desde 60€.

Cuando los tractores dejaron sin trabajo a las bestias, allá por la década de los 60, Casa Julián empezó a servir los mejores chuletones de buey de la zona.

Y desde entonces, esta casa de comidas se ha erigido como uno de los templos de la cocina vasca, en parte, gracias a Matías Gorrochategui.

Hoy día sus hijos acompañan a este maestro de los asadores e incluso han expandido su imperio hasta Tolosa y Madrid. En la carta, además de los mejores cortes de carne a los que se aplica una técnica irreprochable, chacinas ibéricas, pimientos del piquillo, espárragos, merluza de pincho y típicos postres.

Para otros deja, sin embargo, las invenciones y filigranas. En el restaurante Casa Julián, encontraremos 100% producto.

restaurante basterri maitea paise vasco
FOTO: Sala del restaurante Basterri Maitea en País Vasco

Baserri Maitea.

C/ Atxondoa, s/n. Forua, Vizcaya. Tel.: 946 25 34 08. Precio desde 60€.

En uno de los caseríos más bellos de Vizcaya, que data del S XVII, Juan Antonio Zaldúa pone en práctica la hoy “tan trendy” cocina Km0. Pero lo hace con naturalidad y con la gran ventaja de estar ubicado en tierra de exquisitas carnes, fresquísimos pescados y de una huerta envidiable.

Su carta se desdobla en dos apartados: recetas que se elaboran sobre brasas de roble y encina en parrillas a la vista, y platos elaborados “sin prisas” al calor de hornos, ollas y sartenes. En ambos casos, sabores de esencias vascas, actualizados sin artificios.

Todo ello en un rústico e imponente caserío del siglo XVII, enclavado en el paraje natural de Urdaibai, declarado reserva de la biosfera por la Unesco.

Kaia-Kaipe.

General Arnao, 4. Getaria, Guipúzcoa. Tel. 943 140 500. Precio desde 50€.

Más de 1.000 referencias y cerca de 40.000 botellas de vino atesora el restaurante Kaia-Kaipe, otro de los estandartes de la cocina de parrilla vasca “para no perderse”.

En el corazón de Getaria, este restaurante, liderado por María Rosa Larrañaga y su esposo Andoni Aguirre, cuenta con unas maravillosas vistas al Cantábrico. Un espectáculo visual, sin embargo, que no distrae al comensal, atraído por sabores y aromas increíblemente armoniosos.

Con más de medio siglo de vida, Kaia-Kaipe es un templo consagrado al marisco y al pescado asado, que sabe actualizarse sin perder sus raíces.

Jon Ortega, del restaurante Saltxipi en País Vasco
FOTO: Jon Ortega del restaurante Saltxipi en País Vasco

Saltxipi.

Calz. Vieja de Ategorrieta, 3. Donostia, Guipúzcoa. Tel.: 943 323 310. Precio desde 55€.

En 2007 el clan Ortega Añorga se trasladó de una antigua sidrería en Usurbil a un caserón de los alrededores del barrio señorial de Gros, cuyas vigas y azulejos de barro le dan un aspecto de vivienda centenaria -aunque no lo sea-.

Allí el matrimonio formado por Javier y Ana Mari, ha logrado ubicar su oferta gastronómica entre las mejores de Donosti.

Reconocido por sus cangrejos araña, que se almacenan en el sótano, Saltxipi cuenta hoy con relevo generacional. Jon Ortega en los fogones mima la materia prima, mientras que su hermano Gorka en sala elige los mejores vinos para cada vianda.

restaurante danako pais vasco
FOTO: Plato del restaurante Danako en País Vasco

Gastroteka Danontzat.

C/ Denda, 6, 20280 Hondarribia. Gipuzkoa. Tel.: 943 646 597. Precio desde 45€.

Gorka Irisarri, discípulo de la Basque Culinary Center, es uno de los jóvenes chefs emergentes del País Vasco.

Afortunado por regentar un coqueto local en el corazón de Hondarribia, Gorka hace los placeres de sus comensales con buen producto, y una cocina técnica y depurada, pero en un ambiente informal y desenfadado.

Haciendo honor a su nombre, en Gastroteka Danontzat (que significa “para todos”)  podemos encontrar buen producto a gusto de todos, como el que se exhibe en el “corner” de quesos con más de 30 variedades que hay justo en la entrada.

Una mesa central preside la sala, la  “mesa social”, donde diez comensales -conocidos entre ellos o no- comparten los placeres gastronómicos que el chef elabora para el claro divertimento de sus parroquianos.

Xarma restaurante Pais Vasco
FOTO: Plato del restaurante Xarma en País Vasco

Xarma.

C/ Miguel Imaz, 1. Donostia, Guipuzcoa. Tel.: 943 142 267. Precio desde

La gastronomía en femenino está al alza y, por fin, figuras como la chef Aizpea Oihaneder no solo salen de la cocina, sino que se reivindican como grandes valores al alza.

Con una formación conspicua, que le permitió trabajar codo con codo con otras grandes cocineras como Elena Arzak, Aizpea regenta en el barrio de Gros uno de los imprescindibles.

Allí elabora, junto a su socio Xabier, cocina de producto de proximidad con unos perfectos toques creativos. todo ello en un ambiente informal, aunque no menos gourmet.

Danako.

C/ Alzukaitz, 1. Irun, Guipuzkoa. Tel.: 943 118924. Precio desde 35€.

El ambiente minimalista de este restaurante de Irún invita a disfrutar únicamente de la buena cocina, la que elaboran David Rodríguez y Naiara Abando.

Nuevamente, la tradición es el esqueleto para una oferta que, sin embargo, se viste de creatividad, imaginación y diversión. Los productos de temporada de pequeños productores se engalanan para ofrecer a la vista y el paladar del comensal, auténticos divertimentos gastronómicos.

FOTO: Bodega del restaurante Laia Erretegia en País Vasco

Laia Erretegia.

Arkolla auzoa, 33. Hondarribia, Guipuzkoa. Tel.: 943 646 309. Precio desde 40€.

Arantxa y Jon Ayala son hermanos y también socios fundadores de Laia, uno de los treinta mejores asadores del mundo.

En los fogones de esta casa de comidas de Hondarribia, Jon Ayala, con la ayuda de uno de los chefs revelación del año, Asier Alcalde, trabaja carnes de lujo -como el exclusivo buey-, algunas con más de 90 días de maduración.

Y en sala, Arantxa cuenta con el apoyo de la sumiller Lourdes Montilla. Ambas eligen, seleccionan y recomiendan viandas y vinos, de las más de 170 referencias que lucen en la espectacular bodega del restaurante, cuya oferta gastronómica alterna los asados tradicionales con platos creativos, limpios, elegantes, despojados de aderezos superfluos.

FOTO: Postre del restaurante Zaldiaran en País Vasco

Zaldiaran.

Gasteiz Hiribidea, 21, Vitoria-Gasteiz, Álava. Tel.: 945 134 822. Precio desde 50€.

Fundada hace 33 años por Gonzalo Antón, esta casa de comidas es un reflejo de la auténtica cocina de autor en el País Vasco, leyenda viva de la gastronomía vasca.

Desde el primer día, Gonzalo ha trabajado con ahínco y esmero para que tanto sala como cocina alcancen la perfección, un mimo participado por el jefe de cocina Patxi Eceiza y el maître y sumiller José Luis Blanco, Premio al Mejor Jefe de Sala 2009 por la Real Academia de Gastronomía.

restaurante Laia Erretegia Pais Vasco
FOTO: Txuleta servida en el restaurante Laia Erretegia en País Vasco

Uzbekistán, los vinos de la Ruta de la Seda

20 diciembre, 2018

ruta de la seda

Uzbekistán acaba de convertirse en miembro de la Organización Internacional de la Viña y el Vino, una institución con sede en París que agrupa a los principales países productores de vino en el mundo. Con la incorporación de esta república, son ya 47 países miembros de la OIV.

Por Esther Ibáñez

La reciente noticia sobre la incorporación de Uzbekistán,  país de la Ruta de la Seda, a la OIV nos ha hecho preguntarnos por la viticultura en este exótico país centroasiático.

Ha sido toda una sorpresa constatar que es el líder en la producción de uva en toda la región de Asia Central. ¿Y por qué entonces apenas sabemos nada de los vinos de Uzbekistán?

Uzbekistán no tiene sección propia en ninguno de nuestros frecuentes libros de consulta, André Dominé en su extensísimo libro “El Vino” (Editorial Könemann) le dedica unas pocas líneas.

La explicación de esta ausencia se debe a que, al igual que en otros países que fueron dominados por el Islam, las inmensa mayoría de las uvas que se cultivan en uno de los países de la Ruta de la Seda están destinadas a su consumo en fresco o se secan para elaborar pasas.

Sobre la Ruta de la Seda

La cultura vinícola floreció en Uzbekistán siglos atrás, favorecida sin duda, por ser el lugar de paso de las rutas comerciales que atravesaban Asia Central.

Numerosos vestigios arqueológicos (vasijas, cerámicas…) apuntan al comercio de vino como una de las actividades frecuentes entre las caravanas que pasaban por estas tierras. Concretamente el vino que se producía en el Valle de Ferghana llegó a tener una considerable fama en el siglo II a. C.

La zona productora de vinos se concentraba en el Sur del país, donde también se halla la hermosa Samarkanda, una de las ciudades clave en la Ruta de la Seda y considerada una de las ciudades más antiguas del mundo todavía habitadas. Se estima que fue fundada hace 2.700 años y fue declarada patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 2001.

El incansable viajero veneciano Marco Polo dejó apuntado en sus diarios los buenos vinos que se tomaba con la población local en Samarkanda y destacaba la multitud de jardines y viñedos que adornaban sus calles.

También en la actualidad la viticultura se concentra en la zona sur del país, sobre todo la región de Surkahandarya y en el valle de Ferghana que goza de un clima templado desde primavera a otoño que la hacen propicia para el cultivo de la uva, tanto para su consumo en fresco como para la vinificación.

Desde hace unas décadas los gobiernos uzbekos han potenciado el desarrollo de la producción vinícola en su país. Existen ya grandes corporaciones como la Uzvinsanoat Company que agrupa a unas 83 bodegas de vinificación.

Uvas en Uzbekistán

En esta zona se cultivan actualmente unas cuarenta variedades de uva destinadas a la vinificación. Para elaborar vinos espumosos y brandy se usan las variedades Soyaki y Bayan-Shirin, mientras que las llamadas Saperavi y Rkatsiteli suelen ser las más frecuentes en los vinos tranquilos. También existe una importante de vinos dulces, comúnmente elaborados con uvas llamadas May Black, Rosy Muscat e Hindogni.

Otras castas con mucha presencia en los viñedos uzbekos son las llamadas Khusayni, Rizamat, Kishmish o Damskiy Palchik, pero estas están destinadas únicamente a su consumo en fresco.

72 horas en La Champagne: mercadillos navideños y espectáculos de luz

11 diciembre, 2018

navidad en La Champagne

La Champagne es de esos lugares que consiguen concentrar la magia que envuelve la Navidad. Nosotros hemos querido vivir las emociones que nos trae esta época del año acercándonos a Reims y Epernay, las capitales del Champagne. En esta región de Francia, la Navidad es sinónimo de celebración, de festivales de luces y de mercadillos de artesanía y delicias dulces.

Redacción

La Champagne está muy cerca, a 45 minutos en tren de París, y es un plan muy apetecible para cualquier winelover, pues pocos vinos como los champagnes han alcanzado la categoría de mitos.

Sus maisons de champagne se visten también en esta época de Navidad con sus mejores galas. Las largas noches invernales proporcionan un marco perfecto para que luces y destellos conformen una estampa navideña incomparable.

Es un placer disfrutar de la iluminación especial de la Avenue de Champagne en Épernay, donde muchas de las grandes maisons de champagne tienen su sede, lucen en los días previos a la Navidad.

Anochece muy temprano, es lo propio de este tiempo, pero bien abrigados y con los pómulos rosados podremos ser partícipes de todos los eventos que se han programado. En el 2018 el gran espectáculo Habits de Lumiere  tendrá lugar el fin de semana del 14-16 de diciembre en Épernay.

El mundo de las novelas de Julio Verne es la inspiración que tendrán este año las instalaciones, creaciones artísticas y espectáculos de luz y sonido en una de las mecas del champagne.

Reims nos recibe con toda la grandiosidad que le otorga contar con tres monumentos reconocidos en la lista de Patrimonio Mundial de la Unesco.

Estos son la catedral de Notre-Dame, cuyos muros han presenciado la coronación de nada menos que 33 reyes, el Palacio de Tau y la antigua Abadía de Sant Remi.

Además, míticas casas de champagne tienen su sede en Reims, como Veuve-Clicquot, Pommery, Louis Roederer, Taittinger, Krug, Mumm o la Maison Ruinart. Y es que también este patrimonio vinícola y enológico forma parte del listado de la Unesco.

Si quieres saber más de Champagne puedes leer nuestro artículo El terroir excepcional del Champagne

Foto: Habits de Lumière se celebra una sola vez al año en Epernay / @ Christophe Manquillet

Deliciosos Mercadillos Navideños llenos de especies

Los mercadillos navideños son otro de los atractivos que nos ofrece la región de La Champagne pre-navideña. Artesanía en madera, preciosos adornos para nuestro árbol de navidad, dulces tradicionales o la reputada mostaza de Reims no faltarán en nuestras compras.

Las especias dulces y el jengibre, que trasladan nuestros paladares a los sabores propios de la Navidad, estarán presentes en infusiones, dulces o en el delicioso pain d´épices típico de esta zona.

Probaremos también el sugerente aroma a vainilla de los biscuits roses de la mítica Maison Fossier, mojados en champagne, que es la manera más propia de degustarlos. ¿Sabías que esta fábrica de galletas es la más antigua de Francia? Se fundó en 1756.

Dormir en La Champagne

Nos va a costar elegir un alojamiento en esta zona, pues la oferta es variada y de mucha calidad. El recientemente remodelado Continental hotel de Reims es una muy buena opción: tiene cuatro estrellas y es el único hotel boutique de la ciudad.

Nos reservamos un par de horas para tomarnos relajadamente un champagne en los elegantes salones que dan a la plaza Drouet d’Erlon.

Foto: Receta elaborada con Biscuit Rose de Reims, de Fossier / @ Biscuits Fossier

Escapada de 72 horas… ¿estás listo/a?

Nunca dejamos pasar una escapada, por breve que sea, sin incluir en ella la degustación de la gastronomía propia de la zona. Los productos de la región de Champagne son un espectáculo: magret de pato, jamón de Reims o un surtido infinito de quesos.

Entre nuestras direcciones más especiales se encuentra Au petit comptoir  donde tenemos reservado un “menu surprise” que consiste una degustación de seis platos elegidos por el chef de los que nada se nos ha anticipado.

La ilusión, las sorpresas y la paz que anticipa la llegada de la Navidad nos han acompañado en estos días en La Champagne.

Y como buenos winelovers no hemos perdido ni una sola oportunidad de tomarnos una copa de los champagnes mundialmente conocidos y de descubrir otros, elaborados por pequeños productores que nos han sorprendido mucho.

En la vinoteca Trèsors de Champagne que se encuentra justo detrás del emblemático mercado de Reims, Les Halles de Boulingrin, hemos hecho nuestras últimas compras de champagnes: ¡este año nosotros pondremos las burbujas en nuestras cenas familiares de Navidad!

habits de lumiere en la champagne
Foto: Espectáculo Habits de Lumière en La Champagne / @ Christophe Manquillet

¿Quieres viajar a La Champagne? Contáctanos y te organizaremos el mejor viaje gastronómico a esta región: hola@winestyletravel.com 

El prestigioso chef Alex Atala nos recibe en Buenos Aires

9 diciembre, 2018

chef alex atala

Una cálida noche de primavera me dio la oportunidad de conocer al reconocido chef brasileño Alex Atala. Fue durante un cóctel ofrecido en su honor en el restaurante El Baqueano, ubicado en la capital argentina.

Por Diana Silva Franco

Alex Atala, después de una conversación muy animada que puso a prueba mi portugués y mis nervios de acero, accedió a contestar on the record algunas preguntas para WineStyle Travel. Con una espontaneidad inesperada y una risa muy contagiosa.

Cuando tienes que escoger un vino para tomar con amigos o en casa, ¿qué sueles escoger?

Para una ocasión así, la idea es agasajar a los amigos, así que escojo vinos fáciles de tomar y de preferencia orgánicos, naturales y, en lo posible, biodinámicos.

No podría decirte un nombre específico, me gustan muchos. Lo que ha pasado en las últimas décadas en la industria del vino es una explosión de productores y métodos. Incluso en vinos biodinámicos y naturales podemos encontrar grandes variaciones en los métodos.

No soy muy fan de las burbujas, pero sí varío entre blancos, rosados y tintos, depende mucho del horario. Si es una tarde de calor un rosado sin duda, si es para una comida más vegetal o quizás pescados, me quedaría con un blanco aunque me gustan los tintos que van con pecados también… Y si es un asado, ¡tinto!

¿Cómo elige un vino Alex Atala?

Es una mezcla del clima, la comida y la compañía. A nivel personal me inspira mucho el momento que estoy viviendo, pero a nivel profesional, la comida que hacemos todos los días en el restaurante tiene sabores nuevos, mucho carácter. Entonces siempre busco bebidas menos clásicas, o hasta vinos que algunos podrían caracterizar como defectuosos pero que me gustan por su carácter, por su tipicidad.

En D.O.M, cuando los comensales piden el maridaje con vinos, apuntamos a vinos menos comunes, distintos, muchas veces brasileños.

Hay un vino que vale la pena mencionar: Era dos ventos, um vinho laranja, que está prácticamente siempre en nuestro menú.

Ante la carta de vinos – y en la vida-; ¿arriesgas o te dejas llevar?

Me arriesgo más de lo que voy por lo seguro. Soy muy curioso, tanto con la comida como con los vinos.

Tienes una oportunidad: conquístala con un solo plato.

Tendría que cocinar cosas típicas de la región donde ella nació, que es el Cerrado brasileño. A excepción del pequi, que es una fruta que no le gusta, haría una comida regional a base de cerdo, farofa, feijão verde fresco, recién cosechado.

Y para beber, un vino rosado.

chef alex atala con la periodista diana silva
Foto: Diana Silva conoció a Alex Atala en la celebración de los 10 años de El Baqueano

¿Un destino inmediato? 3, 2, 1…. ¿Dónde eliges viajar?

Japón. Fui muchas veces y me gusta mucho. Japón tiene una cocina única. Al visitar, comer y trabajar en restaurantes de Japón, te das cuenta de que la manera en que construyen sabores y hacen las armonizaciones con sus bebidas, con sus vinos de ume -que no son exactamente vinos- o con el sake; tienen gran inteligencia.

Si lográramos traerlo a nuestro territorio sería un gran aprendizaje para todos nosotros.

Ponle música a un recuerdo de infancia (un recuerdo/una canción).

La música es parte de mi vida, así que es muy difícil escoger. Tuve una pasión juvenil por Elvis Presley, no me parece que sea la mejor música pero es muy nostálgico para mí.

También compositores instrumentales de jazz brasileños, como Egberto Gismonti. Siempre me gustó y me gustará el punk, pero con los años me fui abriendo a otros tipos de música y hoy escucho prácticamente todo.

Pero hay una canción de Gismonti que se llama Palhaço, que es la historia de la tristeza y la alegría del payaso, y tiene risas de niños. Tiene una alegría y una ingenuidad que me gusta mucho.

Tu menú soñado consistiría en… (primero, segundo y postre)

Comer me gusta tanto como cocinar. Los domingos me voy al mercado que queda cerca de mi casa y no escojo el menú, sino que el menú me escoge a mí.

Una de las mejores cosas de ser cocinero es encontrar un ingrediente que te invita a cocinar. Y no tienen por que ser cosas caras ni complicadas.

Por ejemplo, hoy llegué (a El Baqueano) y vi que recibieron estas anchoas. Fernando quería usarlas para entrada y yo decidí sumar un plato sorpresa para nuestro menú, porque me dieron ganas de cocinarlas.

chef alex atala y fernando rivarola
Foto: Alex Atala y Fernando Rivarola cocinando juntos / @ Diana Silva

¿Quieres viajar a Argentina? Contáctanos y te organizaremos el mejor viaje gastronómico a esta región: hola@winestyletravel.com 

Vinos de Grecia: caminos del vino en Nemea

18 noviembre, 2018

vinos de grecia

Nemea es la primera puerta de entrada para hablar de vinos de Grecia. Viajé con Winestyle Travel a Atenas y el Peloponeso hace unas semanas y puedo decir que la llegada en avión a Atenas ofrece una postal aérea bastante cercana a la idea que siempre tuve del país.

Por Manel Guirado

Para llegar a Nemea hay que aterrizar en Atenas. Cultura, historia y sin duda debemos añadir al cóctel todo lo que conlleva la industrialización: el mar azul moteado de islitas y barcos de carga; la línea costera marcada por carreteras; montañas quemadas por el sol y atravesadas por líneas eléctricas.

También aporta ciertas turbulencias debidas a las bolsas de aire caliente que se forman en esta cálida zona. Son factores inherentes en la climatología griega (quintaesencia de la mediterránea, húmeda y a la vez árida) que tanto marca el carácter de la gente, de los alimentos… Y evidentemente, de los vinos de Grecia.

Al tomar tierra sé que estoy en Grecia y, aunque los imputs que me llegan son los típicos de aeropuerto (seat belt, checkout, baggage…), empiezo a sentir el eco de su civilización milenaria.

Un valle, un pueblo, un vino y un león

El camino hacia nuestro destino se desarrolla entre coches, autopistas, suburbios y vías de tren. Enseguida alcanzamos el golfo de Megara que preludia el paso por el espectacular canal de Corinto y la entrada a la Península del Peloponeso.

A unos 35 kilómetros hacia el suroeste, a apenas 90 minutos de la caótica metrópolis, nos plantamos en medio de un valle rodeado por viñedos, cipreses, arbustos mediterráneos y arboles frutales.

Nemea, pequeña y tranquila población que da nombre al valle, es también el apelativo de una de las principales regiones vinícolas de Grecia, posiblemente la más importante en cuanto a la producción de vino tinto. Y es una de las más antiguas, con una viticultura que data al menos des del siglo V a.C.

Situada en el extremo noreste de la península del Peloponeso, sus tierras están cargadas no sólo de vides, sino de historia clásica: en ella se jugaban los juegos nemeos (tan importantes como los olímpicos en su momento), se realizaban sacrificios a Zeus, del cual aun se conserva un templo, y era el hogar del león que tuvo que vencer Hércules en uno de sus trabajos.

El valle de Nemea representa para los vinos de Grecia el típico terroir mediterráneo de interior, de clima cálido, seco y soleado con noches frescas, adecuado para la vid, y con una orografía marcada y rodeada por montañas de hasta 800 metros de altitud.

Debido a esta orografía, se suele dividir el terroir en tres sub-zonas: la parte baja y plana del valle alrededor del pueblo; la zona oeste marcada por colinas; la zona montañosa y más alta hacia el norte.

 PUEDES VER ESTE VÍDEO DE DAVID SEIJAS COMENTANDO UNO DE LOS VINOS BLANCOS DE NEMEA.

vinos de grecia
Foto: Vino tinto de la bodega Domaine Skouras / @ Domaine Skouras

Agiorgitiko,  San Jorge o “la sangre de Hércules”

En este contexto conviven distintas variedades de uva, entre autóctonas como la blanca moschofilero o la tinta mavrodaphne, e internacionales como la cabernet sauvignon, la sauvignon blanc o la chardonnay.

Aunque la variedad de uva principal, más antigua y más reconocida de la región –también una de las más cultivadas para elaborar vinos en Grecia– es la tinta agiorgitiko, con numerosas sinonimias como aghiorghitiko, agiorgitieo, mavro nemeas, mavroudi nemeas o Saint-George (uva de San Jorge), posiblemente por la presencia de la iglesia del mismo nombre en el valle.

El vino tinto resultado de esta variedad, ya sea seco o dulce, es conocido popularmente como “sangre de Hércules” en referencia a la lucha del célebre semidiós contra el león local. Y es, de hecho, el único tipo de vino amparado bajo la denominación Nemea.

La agiorgitiko –que  se caracteriza por un cuerpo medio, acidez moderada y buena carga de color y de taninos, con aromas a frutos rojos y especias– se muestra más definida, equilibrada y concentrada cuando se cultiva en las zonas más elevadas, más frescas y con suelos de gravas bien drenados.

Aun así el estilo de los vinos de Grecia procedentes de Nemea no está del todo claro y depende, además del viñedo, de la interpretación y forma de producción de cada elaborador.

Des del carácter suave y afrutado de un vino tinto de Nemea joven (a menudo elaborado según el sistema de la maceración carbónica) hasta vinos estructurados con gran carga de taninos, aptos para el envejecimiento en barrica y botella.

Vinos de Grecia en Nemea: entre la tradición y la modernidad

En las últimas décadas, la región ha hecho esfuerzos para modernizarse, no sólo en cuanto a conocimientos enológicos e inversiones en infraestructuras, sino en el estilo de vino a partir de al introducción de variedades de uva y sistemas de vinificación internacionales.

Así, es frecuente encontrar un vino tinto de Nemea con el cupage de la agiorgitiko y cabernet sauvignon para vinos más estructurados, aptos para envejecer en barrica y botella, buscando un estilo más bordelés.

También es frecuente la elaboración de vinos blancos con variedades como la sauvignon blanc o la chardonnay en mono-varietal o mezcladas con variedades griegas como la moschofilero, la malagousia o la xynomavro. Algunos fermentados en tanques de acero inoxidable, otros en barricas de roble.

Hay también cierta producción de vinos rosados donde se ve tal vez una mayor voluntad de experimentación con variedades y estilos.

Todos los vinos resultado de estas variedades, aun elaborados en la zona, se encuentran fuera de la denominación Nemea, amparados generalmente por denominaciones más genéricas como la del Peloponeso.

vinos de grecia: skouras
Foto: Sala de catas de Domaine Skouras / @ Winestyle Travel

Bodegas y vinos de Grecia para todos los gustos

Quienes luchan en esta dialéctica entre lo nuevo y lo tradicional, entre la clásica agiogitiko y la nueva cabernet sauvignon, y entre la producción y consumo local o la internacionalización, son las bodegas de la región, unas cuarenta actualmente.

Al igual que estilos tiene la agiorgitiko, la región de Nemea alberga muy distintos tipos de bodegas entre las que tengo la suerte de poder visitar algunas.

Desde las más pequeñas y familiares como Barafakas –con sus pequeñas instalaciones en medio del pueblo–  o Nikolaou –con una filosofía ecológica y poco intervencionista de la viña y el vino–, hasta el gran productor Lanzanis.

Cada proyecto ofrece una visión distinta de Nemea y de sus vinos tintos y blancos. Sémeli –construida a lo alto de una colina con vistas al valle– o Skouras –que cuenta con una salsa de catas y un equipo dinámico– se concibieron des del inicio des de la perspectiva del Nuevo Mundo.

Ambas bodegas están estrechamente ligadas al enoturismo y con una producto de calidad y de estilo internacional, modelado con variedades de uva francesas y barricas de roble, pensando en el mercado exterior.

Gofas, más pequeña, les pisa los talones con una amplia oferta de vinos blancos, rosados y tintos elaborados a la manera francesa.

O Gaia Wines, centrada en vinos de Grecia de alta calidad, no sólo en Nemea sino en otras regiones como Santorini.

Rapti, la única bodega liderada por una mujer hasta la fecha, resulta particular en todos los sentidos: desde la estética de la bodega como en la concepción de los vinos, que van del más concentrado y clásico Nemea al más ligero y divertido rosado frizzante.

Hacia una propuesta de enoturismo

Aun así, no sólo las bodegas tienen su papel en Nemea. Como región con voluntad de crecer y darse a conocer, el fértil valle ofrece poco apoco numerosas oportunidades de negocio para los locales y atractivos para los visitantes.

Wisdom of Nature produce vinagres y otros productos ecológicos elaborados a partir de la uva de la región.

Venikos House, una preciosa villa de Nemea, ofrece habitaciones y es además la sede de una empresa que organiza tours y actividades relacionadas con el mundo del vino y la gastronomía.

En el mismo pueblo, la asociación de productores de Nemea tiene instalado un espacio donde se pueden probar numerosos vinos de los productores de la región…

Intuyo que esto es sólo el inicio. Nemea y sus vinos desean gustar, en casa y más allá de sus fronteras. Si las cosas se hacen bien, tan sólo es cuestión de tiempo que el mundo descubra entre los vinos de Grecia este pequeño paraíso escondido entre montañas. Ellos ya lo saben y nos lo muestran con orgullo.

 

Si te gusta la gastronomía y los vinos, puedes viajar con nosotros a los mejores viñedos, bodegas, hoteles y destinos gastronómicos del mundo. Contacta con nosotros si lo que te interesa es que diseñemos un viaje a medida: hola@winestyletravel.com 

Vinos por copas: 7 lugares míticos en Madrid donde explorar vinos europeos

14 noviembre, 2018

Compartimos en las siguientes líneas siete lugares imperdibles para cualquier amante del vino de perfil explorador en Madrid. Una pequeña ruta por algunas de las barras de vinos por copas mejor surtidas de la capital.

Por Esther Ibañez

Hoy elegimos vinos por copas. Por ello seleccionamos 7 locales con solera o con corta vida que han demostrado contar con una atractiva oferta de vinos para disfrutar en pequeños sorbos. Una oportunidad de dar un paseo por las regiones vinícolas del mundo copa a copa que todo winelover apreciará.

 

Vinos con Coravin en la Taberna Averías (Ponzano,16. Madrid)

Un Coravin y un catálogo inmenso de vinos de todo el mundo disponibles por copas. ¿Sueñas con catar un determinado Borgoña?, ¿Has oído hablar de los vinos neozelandeses pero nunca has tenido oportunidad de probar uno?, ¿Los vinos sudafricanos siguen siendo un misterio para ti?

En la Taberna Averías seguramente encontrarás vinos que respondan tus inquietudes. Ubicados en una de las principales arterias gastronómicas de Madrid, la Taberna Averías es un regalo para cualquier explorador del vino. 

Cerca del Parque del Retiro: Taberna Laredo (Dr. Castelo,30. Madrid)

Un clásico reposado, de esos a los que el tiempo y su fiel parroquia ha otorgado el estatus de lugar de culto. Magnífica cocina de producto acompañada por una selección de vinos por copas de primer nivel que cambia mensualmente.

Propuestas de Italia, Francia o Portugal entre una gran representación de los mejores vinos de la geografía española conforman la carta de este elegante restaurante junto al Parque del Retiro.

50 vinos por copas en Angelita (Reina, 4. Madrid)

 Los hermanos Villalón llevan regentando desde hace unos años un local pegado a la Gran Vía madrileña que se ha convertido en imprescindible para cualquier amante del vino.

Un equipo de sumilleres capitaneados por David Villalón y Rubén Moreiro sirven por copas e incluso medias copas un catálogo de medio centenar de vinos.

Si se quiere disfrutar de la botella completa las posibilidades se extienden en una magnífica carta compuesta por más de medio millar de escogidos vinos. Mucha Borgoña, muchas referencias de pequeños productores españoles y un capítulo dedicado al Jerez serían un somero resumen de lo que podemos encontrar en la carta de Angelita.

vinos por copas en la fisna

Tienda y taberna en La Fisna (Amparo, 91. Madrid)

Tras este concepto mixto a caballo entre tienda de vinos y taberna se encuentra la sumiller Delia Baeza. En su catálogo destacan Borgoñas, vinos del Ródano o pequeños elaboradores en Champagne. Capítulo aparte se dedica a los vinos biodinámicos.

Ofrecen una selección de medio centenar de vinos por copas a precios muy contenidos, con la ventaja de poder adquirir la botella completa si el winelover ha sentido el flechazo con alguno de los vinos catados.

El misterio del Palo Cortado (Espronceda, 18. Madrid) 

En este establecimiento reina el Sur: los aromas de los vinos finos, generosos y amontillados de Jerez protagonizan la carta de vinos por copas.

Situados en el entorno de la calle Ponzano, acompañan sus vinos con bocados típicos andaluces: salazones, encurtidos, mojamas, carne mechada o albóndigas de choco.

Trabajan con pequeñas casas jerezanas para ofrecer finos, manzanillas, olorosos o creams de producciones limitadas y etiquetas difíciles de conseguir en el mercado.

Vinos italianos en Propaganda (Libertad, 12. Madrid)

El vino italiano va ganando presencia progresivamente en el mercado español. Establecimientos como Propaganda nos acercan a la riquísima variedad de vinos transalpina con la ventaja de ofrecer un buen número de ellos por copas.

¿Has probado alguna vez un amarone della Valpolicella? ¿has oído hablar del mítico Sassicaia y no sabes dónde conseguirlo?

En Propaganda son especialistas en vino italiano y cuentan con un surtido variadísimo. Es también justo destacar la decoración y el ambiente que han logrado crear en su local de la calle Libertad.

20 años de vinos en Entrevinos (Ferraz, 36. Madrid)

Godellos gallegos, manzanillas en rama, cavas, oportos, tintos de Pinot Noir o vinos de hielo canadienses… la variedad es una de las grandes bazas de esta taberna que cuenta con más de 20 años de historia en la madrileña calle Ferraz.

La cocina con que puede acompañarse cada copa de vino es sencilla pero basada en un producto de alta calidad: chacinas, salazones o quesos. Las conversaciones en Entrevinos discurren en un ambiente acogedor bajo una atmósfera de taberna clásica. Un lugar perfecto donde tomarse una copa de vino.

vinos por copas en palo cortado

Si te gusta la gastronomía y los vinos, puedes viajar a los mejores viñedos, bodegas, hoteles y destinos gastronómicos del mundo: hola@winestyletravel.com 

5 vinotecas cententarias (o casi): comercios del vino históricos en España

24 octubre, 2018

vinotecas

Estas cinco vinotecas son lugares en las ciudades que conservan un encanto especial. Establecimientos donde, desde hace décadas, se difunde la cultura de beber vino. En ellas encontramos generaciones de familias que han hecho de vender vino su negocio, adaptándose a los tiempos y a sus clientelas.

Por Esther Ibañez

Estos lugares del vino que suelen contar con fieles parroquianos son también una atracción turística y merecen una protección especial por ser la historia viva del comercio de proximidad.

Estas vinotecas se han abastecido de los vinos de sus regiones y han ido ampliando su oferta con botellas de otras zonas vinícolas españolas. Sus estanterías atesoran joyas vinícolas, etiquetas antiguas, reliquias o vinos de añadas memorables.

En nuestras ciudades son visitas muy aconsejables para cualquier amante del vino.

Hemos seleccionado algunas vinotecas que rondan los cien años, algunas incluso son más que centenarias, otras se preparan para celebrar tan redonda cifra en pocos meses.

Algunas de estas vinotecas conservan intactas fachadas o bodegas, otras se han adaptado a los nuevos tiempos y venden sus vinos incluso por internet. En todas ellas, la esencia y la pasión propias del mercader del vino está intacta.

 

vinotecas murillo pamplona

Vinoteca Murillo (Pamplona) Fundada en 1890

La icónica fachada de esta vinoteca pamplonesa es la misma desde hace 120 años. Fundada en el Casco Antiguo de la capital navarra por Aniceto Muniain, Vinoteca Murillo hoy es la tercera generación de descendientes la que está a su cargo.

En su interior se ha visto pasar la historia del vino navarro del último siglo: desde los graneles, la venta de botas de cuero para transportarlo hasta las grandes marcas de vino que hoy se encuentran en sus estanterías.

Cuentan, como no, con un buen surtido de pacharán y otros licores tradicionales navarros.

Celler de Gelida (Barcelona) Fundado en 1895

Con una historia de dedicación al vino que cuenta con cinco generaciones, el Celler de Gelida es una de las direcciones imprescindibles en Barcelona para cualquier amante del vino.

Su extensísimo catálogo de vinos y licores nacionales e internacionales hacen de la visita a este establecimiento un deleite para aquellos que gustan de viajar, copa en mano, por los mundos vinícolas.

La familia falgueras organiza además numerosas catas y presentaciones para sus clientes. Entre los valores más destacables de esta vinoteca está su afán de coleccionista que también se ha transmitido generación tras generación.

Atesoran una colección de botellas de vino, iniciada por sus antepasados, en la que pueden encontrarse vinos de más de cien añadas distintas.

 

Montal (Zaragoza) Fundada en 1919

Hace 99 años, Jacinto Montal y sus tres hijos toman las riendas de un local en la zaragozana Plaza San Felipe. Hoy es la cuarta generación de la misma familia la que regenta este establecimiento.

Montal es un lugar donde siempre se han despachado vinos, tanto los aragoneses como las pujantes marcas de la cercana Rioja. Hace treinta años rehabilitaron un antiguo palacete aragonés donde situaron su restaurante.

Además han adherido al negocio un espacio gastronómico, llamado La Despensa de Montal, dedicado a los productos gourmet. Este concepto de Taste&Shop demuestra que una empresa puede tener un siglo de vida y encontrarse en plena forma.

Licores Madrueño (Madrid) Fundada en 1895

Presumen de ser la vinoteca más antigua de Madrid y también uno de los pocos negocios de la capital que ha vivido dos cambios de siglo.

El origen de Licores Madrueño fue una destilería de licores, anisados y elaboración de vermuts que funcionó en el barrio de Villaverde (Madrid) hasta finales del siglo pasado.

Hoy cuentan con dos vinotecas – museo en el centro del Madrid donde se muestra la extensa historia de la familia Madrueño en torno al vino y los destilados.

Periódicamente lanzan vinos propios, para deleite de su clientela. El último de ellos se llama Apnea y puede adquirirse en las mencionadas vinotecas y en su tienda online.

Casa Cuartero

Casa Cuartero (Toledo) Fundada en 1920

Cinco generaciones de una misma familia han regentado este establecimiento situado junto a la Catedral de Toledo.

Desde 1920 hasta hoy, que se encuentran contando los meses que les separan de su centenario, han puesto a disposición de los toledanos y los muchos turistas que visitan esta ciudad un gran surtido de vinos, tanto manchegos como del resto de zonas vinícolas españolas.

Fernando Cuartero, miembro de la familia propietaria es el sumiller que vela por la buena conservación de los vinos de Casa Cuartero y por mantener un interesante catálogo tanto de botellas como de útiles para servirlo y catarlo.

Si te gusta la gastronomía y los vinos, puedes viajar con nosotros a los mejores viñedos, bodegas, hoteles y destinos gastronómicos del mundo. Diseñamos tu viaje a medida para ir a La Champagne: hola@winestyletravel.com 

Esta web utiliza cookies propias con la finalidad de facilitar el uso de nuestra web. Si continúa navegando entendemos que acepta su uso. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar