linkedin

Accede a nuestro club de vinos digital

Hubo un tiempo, en los años 30, en que Nueva York fue testigo de un Little Spain, el barrio que acogió a numerosos emigrantes- principalmente gallegos y asturianos- que salieron de España buscando un mejor futuro.

Por Esther Ibañez

En Little Spain, los inmigrantes españoles crearon una comunidad que se instaló en el entorno de la calle 14 de Manhattan.

Hasta unos 40.000 españoles vivían en esta zona, disponiendo de un activo centro cultural y de acogida de nuevos emigrantes, una iglesia y comercios donde se vendían productos españoles.

La escritora María Dueñas así lo retrata en su novela “Las Hijas del Capitán” ambientada en el Little Spain neoyorquino.

Desde mediados de marzo, otro Little Spain  vuelve a cobrar fuerza en Nueva York, esta vez en el número 10 de Hudson Yards.

Un proyecto del cocinero José Andrés ( tremendamente popular en EE.UU) en asociación con los hermanos Ferrán y Albert Adriá que busca poner una pica de la gastronomía española en la gran urbe de los rascacielos.

little spain winestyle travel

La propuesta no puede ser más apetecible. Son 3.200 metros cuadrados destinados a la exaltación de los productos típicos españoles: la paella, las tapas o los vinos de Jerez.

Sus promotores lo definen como un lugar “para socializar en torno a la comida”, transmitiendo también así la cultura española de alargar las sobremesas con charlas distendidas.

Little Spain nace como un espacio en el que se presentarán productos autóctonos españoles y donde reputados cocineros patrios podrán montar demostraciones y showcookings.

España sigue así la estela (y muestra músculo) ante otros proyectos gastronómicos europeos desplegados ya en Nueva York: el italiano Eataly o Le District francés.

Se calcula que cuando esté en pleno funcionamiento, unas cinco mil personas visitarán diariamente las instalaciones de Little Spain para comer, picotear o tomarse un vino.

jose andres little spain

El enorme espacio de Hudson Yards alberga tres restaurantes, más de una docena de kioskos, una vermutería y un bar de vinos:

LEÑA. La paella cocinada sobre leña será el gran reclamo de este restaurante que también incorpora la gastronomía propia de un asador vasco especializado en chuletones.

MAR. Local especializado en pescado y marisco traído desde las costas españolas o escogido en los mercados norteamericanos. Propone una carta conformada por un gran surtido de mejillones, almejas, atún o bacalao. También funciona como una pescadería: los clientes pueden llevarse piezas para cocinarlas en casa.

SPANISH DINNER. Gran comedor con cocina ininterrumpida desde el desayuno a la cena, pensado para comer a cualquier hora y para fomentar las reuniones informales tras el trabajo, los famosos afterworks

Un cocktail bar llamado “BAR CELONA” que se trata de una vermutería donde acompañar los vinos aromatizados con gildas, olivas o anchoas.

Los distintos puestos (denominados kioskos) se irán poniéndose en funcionamiento hasta finales de abril cuando se prevé que Little Spain esté a pleno rendimiento: en ellos podrán adquirirse desde churros a jamón, desde quesos españoles a porciones de tarta, desde pulpo a patatas bravas o empanadas.

Muchos de estos productos apenas tienen presencia en el mercado norteamericano, recordemos, por ejemplo, que sólo hace 10 años que está permitida la entrada de jamón español en EE.UU.

Vinos españoles en Manhatan

El vino es otro de los grandes pilares que sustentan la gastronomía española. En el Mercado Little Spain podrán encontrarse entre 250 y 300 referencias de vinos tintos, blancos, espumosos de toda la geografía española así como vinos de Jerez. Entre ellos, unos cuarenta podrán disfrutarse por copas.

La refrescante sangría y el vermut, ambos con el vino como base, son otra de las grandes apuestas a la hora de acompañar tapas y comidas en el mercado. Algunas sangrías serán servidas incluso en porrón, así que la cosa promete.

little spain interior

La Tea Master Victoria Bisogno ama el té desde que era una niña gracias a su abuela, quien le enseñó los secretos de esta bebida. Fundó y dirige El Club del Té, centro dedicado a la difusión de la cultura del té a nivel internacional. El día 5 de Mayo presenta su nuevo libro «La Cata del Té» en Barcelona, y el día 26 en Madrid, en el marco de la Feria del Libro. 

Por Glòria Vallès

Entre Argentina y España, tu vida está dedicada a la difusión de la cultura del té. ¿Está creciendo el interés por esta bebida?

En los últimos años estamos observando un gran cambio en el consumo de tes en los distintos países donde realizamos nuestras actividades. En todos, cada vez mas gente se vuelca a esta maravillosa bebida, atraída por la experiencia gourmet que implica, o por sus beneficios para la salud.

En el caso de España noto que las propiedades saludables atraen mucho al público. Además, cada vez están más fácilmente disponibles las hebras de calidad, lo que hace posible este acercamiento.

En El Club del Té recibimos constantemente personas interesadas en descubrir esta infusión, que despierta mucha curiosidad ya que trae consigo miles de años se historia, mitos, leyendas, ceremonias, arte y misterios por descubrir.

Esto es a lo que nos referimos con la cultura del té. Es lo que te atrapa y no te deja ir. Cuando uno descubre el mundo de los tes no hay vuelta atrás… ¡siempre digo que es un viaje de ida!


TODOS LOS TES SON SALUDABLES PORQUE PROVIENEN DE LA MISMA PLANTA, LA CAMELIA SINESIS


Matcha, Puerh, Kombucha, Sencha, Kukicha… ¿Existe un tipo de té más saludable que otro?

Todos los tes son saludables porque provienen de la misma planta, la Camellia Sinensis, por lo tanto sus compuestos químicos están presentes en todas las variedades. Sin embargo, distintos tipos de té tienen diferentes propiedades, según los compuestos químicos que más concentran.

Por ejemplo, el verde es famoso por ser un poderoso antioxidante que ayuda a combatir los radicales libres y así prevenir el envejecimiento; el puerh es un excelente aliado en las dietas para bajar de peso, así como también el oolong. El negro, por su alta concentración de taninos, es ideal para combatir la diarrea y bajar el colesterol.

¿Si bien tiene efectos antioxidantes, cuántos tes hay que tomar para notar sus efectos en nuestra salud?

Recomiendo 4 o 5 tazas por día, y un período de varios meses de consumo. Pero es importante aclarar que para obtener estos beneficios en la salud, debemos acompañarlo con una dieta saludable, equilibrada, realizar actividad física y evitar el tabaco y el consumo excesivo de alcohol. 

En este artículo puedes conocer qué cantidad de alcohol es la recomendada para un consumo moderado.

¿Podemos encontrar tes que puedan ayudar a bajar de peso?

Para bajar de peso el más recomendable es el puerh (o dark tea), conocido también como el “quemador de grasas” por su efecto acelerador del metabolismo. Este tipo de té posee también propiedades digestivas y favorece el funcionamiento hepático. Sin embargo, el puerh ayuda a bajar de peso pero no hace milagros, es necesario acompañarlo con una dieta saludable y actividad física continua.


PARA BAJAR DE PESO EL TÉ MÁS RECOMENDABLE ES EL PUERH, PERO HAY QUE ACOMPAÑARLO CON DIETA SALUDABLE Y ACTIVIDAD FÍSICA CONTINUA.


Háblanos del té blanco, ¿todo el que hay en el mercado, es auténtico?

El té blanco es sin duda el más delicado de todos, y a la vez el más complejo en cuanto a su perfil sensorial. A menudo se cataloga mal. Por ejemplo, a veces a un té verde lo etiquetan como blanco o viceversa.

Por este motivo siempre recomiendo comprar en tiendas especializadas, generalmente atendidas por un sommelier de té experto, que puede asesorar correctamente a sus clientes y es más seguro que esto no ocurra.

Podemos encontrar también té azul y amarillo, menos conocidos para la mayoría. ¿Qué características tienen?

El azul o oolong es un té semioxidado de origen chino, que hoy también se produce en otras partes del mundo. Taiwán particularmente se caracteriza por producir oolongs de alta calidad.

Dentro del oolong hay diferentes variedades según el grado de oxidación que se les da durante el proceso de elaboración, y que puede ir del 20% al 80%. El oolong es conocido por su propiedades adelgazantes y sus beneficios para la piel, el pelo y las uñas.

El té amarillo, también llamado “dorado”, se produce en pequeñas cantidades y en contadas regiones de China. Su proceso de elaboración comienza como el del té verde, pero se le agrega una etapa extra, que termina cambiando su perfil sensorial.

El escritor americano Michael Harney asegura que el té amarillo refleja lo mejor de todos los demás tipos de té: tiene la dulzura del té blanco, el suave sabor vegetal del té verde, el intenso y variable aroma del oolong y ese delicado dejo especiado del té negro chino.

bolsas de té

Para una persona que no tiene conocimientos sobre tes, ¿cómo le explicaríamos la diferencia entre el té que compramos en el supermercado y el que podemos encontrar en una tienda especializada?

Por lo general, el del supermercado es un té en saquitos o bolsitas de inferior calidad. Está pensado para el consumo masivo, la preparación rápida y para ofrecer una bebida intensa en color.

En cambio, el té en hebras (en hojas sueltas) nos ofrece toda una experiencia sensorial. Generalmente es de mayor calidad (aunque hay que saber elegir bien) pensado para el disfrute de las personas.

A la vista ya podemos notar la diferencia: el té en bolsitas está molido y esto no permite apreciar la hoja de té, cómo sí ocurre con las hebras. En cambio, la hoja suelta del té ofrece un abanico de aromas y sabores que raramente se encuentran en las bolsitas de supermercado.

Si quieres vivir una experiencia con todos tus sentidos, el té en hebras es la mejor opción.

¿Existen similitudes entre la cata de tés y la cata de vinos?

Sí, existen algunas similitudes aunque en el té, la cata incluye más etapas que en el vino. Nosotros tenemos tres fases de análisis: hojas secas, hojas humectadas y licor. En el vino solo se analiza la fase líquida.

Recomiéndanos un té para los días de calor.

Un té verde alimonado, como el que produzco para mi marca artesanal Charming Blends. Se llama “Guardián de Sueños” y tiene té verde, lemongrass, pétalos de girasol y esencia natural de limón.

¿Uno para el frío?

Para el frío lo mejor es un chai, el clásico de la India: una mezcla de té negro con especias como canela, cardamomo, clavo de olor y pimienta, a la que se le puede agregar leche.

Yo elaboro un blend muy rico a base de Puerh, llamado “Refugio de Sol”, especialmente creado para esos momentos en que necesito cobijarme en una taza de té. Éste, además de puerh, tiene canela, cacao, cascaras de naranja, caléndula y pétalos de rosas.

¿Qué servirías para compartir una merienda con amigos?

Un Earl Grey, que es muy amigable, le gusta a la mayoría de las personas y se acompaña muy bien con la comida dulce. También mi blend llamado “Queen Victoria”, un té negro con extracto natural de verbena y rosas.

¿Y después de la cena?

Después de la cena recomiendo tomar un digestivo. De mis blends recomiendo el “Bosque Encantado”, que tiene base de puerh, menta, poleo, eucalipto y coriandro, o cualquier otro blend que contenga alguno de estos ingredientes.

Si te gusta la gastronomía y los vinos, puedes viajar con nosotros a los mejores viñedos, bodegas, hoteles y destinos gastronómicos del mundo. Contacta con nosotros si lo que te interesa es que diseñemos un viaje a medida: hola@winestyletravel.com 

Alimentaria 2018 nos ha dejado momentos tan únicos como la cata de “La magia de los grandes vinos en flor” en Vinorum Think, guiada por el Master of Wine Pedro Ballesteros el pasado 18 de abril. En ella lo acompañaron los enólogos y propietarios de las bodegas que elaboran estas joyas del mundo vinícola.

Por Glòria Vallès

“Todo el mundo habla de terroir, ¿pero qué es el terroir?”. Pedro Ballesteros MW abre la cata de «La magia de los grandes vinos en flor» despertando a la audiencia, entre la que se encuentra un numeroso grupo de Casacas Rojas. Amantes inconfundibles de la gastronomía y los vinos, a los Casacas Rojas se los identifica en cualquier evento por su pasión y sus chaquetas rojas.

“Mi teoría es que no hay un solo terruño en el vino, hay cinco”. El silencio en la sala muestra sorpresa y expectativa, ¿cuáles son esos cinco terruños?

El primero, el ecosistema propio del viñedo. El segundo terruño, sucede en el momento en el que se fermenta el vino y el jugo de la uva entra en contacto con los microbios. El tercero, la flor, que contribuye a disminuir los aromas primarios y a potenciar oros aromas en el vino.

El cuarto terruño del vino es la botella. Por ejemplo en el cava, cuando se crea un ecosistema dentro de la botella antes del degüelle. Y el quinto… el quinto terruño de todo vino es la belleza, la magia y la pasión del catador.

Del enamorado del vino al ritmo de una rima parafraseando a Gustavo Adolfo Bécquer. Pedro Ballesteros finaliza la cata de «la magia de los grandes vinos en flor» con los versos (adaptados) del poeta:

 

¿Qué es el terruño?, dices mientras clavas
en mi pupila tu pupila azul.
¿Qué es poesía? ¿Y tú me lo preguntas?